Archivo de la categoría: Entrenamiento oclusivo

Gráfica Takarada hipoxia en inmovilización

Oclusión vascular para frenar la atrofia muscular durante un período de inmovilización

En algunos posts relacionados con el entrenamiento oclusivo y en el post que escribí en buenaforma.org tituladoganancia muscular en rehabilitación”, mencioné que el entrenamiento oclusivo podría emplearse para minimizar la pérdida de músculo de la extremidad afectada en un período de inmovilización donde se paraliza el anabolismo y se acelera el catabolismo. Me gustaría desarrollar a continuación, a partir del trabajo Takarada y dos autores más que se publicó en el año 2000 en la revista Medicine & Science in Sports & Exercise, cuál podría ser la dosis adecuada de oclusión combinada (en cuanto a frecuencia y duración) para beneficiarnos del ambiente hipóxico y así recudir la atrofia muscular.

Durante un período de inmovilización, que puede ser tras un postoperatorio o por tener escayolada una extremidad, la aplicación de oclusión por sí sola para generar hipoxia tisular puede resultar beneficiosa. En el trabajo de Takarada, se escogió a personas que iban a ser operadas de ligamento cruzado anterior y se dividieron en dos grupos. Al grupo experimental se le aplicó oclusión durante el período de reposo en cama y al grupo control no se le aplicó oclusión. Sigue leyendo

Experimento con sujeto entrenamiento oclusivo

Cómo introducir el entrenamiento oclusivo en la rutina de nuestro cliente

Después de haber publicado una serie de entradas relacionadas con el entrenamiento oclusivo; (parámetros del entrenamiento, seguridad, adaptaciones, limitaciones y objetivos de su aplicación), nos falta aplicarlo al cliente.

Científico locoRecomiendo, antes de aplicar este método de entrenamiento a nuestro cliente y después de habernos informado muy bien sobre cómo aplicarlo, probarlo por nosotros mismos. Es necesario probarlo con nosotros mismos para “hacernos” con este nuevo método, para experimentar y conocerlo lo mejor posible para su posterior aplicación al cliente evitando posibles complicaciones. Sigue leyendo

LIMITACIONES

Limitaciones del entrenamiento oclusivo

El entrenamiento con restricción del flujo sanguíneo posee unas limitaciones principalmente por la propia técnica del método y por la complejidad de disponer de un equipo fiable (un sistema de oclusión) para controlar el nivel de oclusión a lo largo de toda la sesión en un contexto fuera del laboratorio.

Como ya sabéis por otras entradas publicadas en el blog, la oclusión se ha de realizar en la parte más proximal de la articulación que se quiere trabajar. ¿Por qué únicamente en las extremidades y no en el tronco? No podemos inducir una oclusión en el tronco porque en esta zona están las costillas y órganos vitales. Por lo que la gran limitación es que no se pueden entrenar todos los músculos del cuerpo con oclusión. Sigue leyendo

entrenamiento oclusivo y su intensidad

Parámetros del entrenamiento oclusivo: volumen, densidad, frecuencia y velocidad.

Continuamos con los parámetros que componen la dosis de entrenamiento del método japonés con oclusión. En la entrada anterior, relacionada con esta temática, se expusieron los parámetros de intensidad y nivel de oclusión. En el siguiente post, se abordará el resto de parámetros. Sigue leyendo

entrenamiento oclusivo y su intensidad

Parámetros del entrenamiento oclusivo: Nivel de oclusión e Intensidad

A la hora de llevar a cabo un entrenamiento, previamente debemos conocer cuál es la metodología y sus componentes de la carga. Los componentes habituales de otros métodos de entrenamiento son intensidad, volumen, frecuencia, densidad, velocidad de ejecución, selección de ejercicios… En el entrenamiento con restricción del flujo sanguíneo se emplea un nuevo parámetro conocido como nivel de oclusión. Sigue leyendo

kaatsu

Encuesta sobre incidencias patológicas a personas que realizaban un entrenamiento bajo oclusión

Continuando con el hilo sobre el entrenamiento oclusivo en este blog y con motivo de la última entrada relacionada, sobre la seguridad del método, quiero mostraros los resultados de una encuesta que realizó el profesor Toshiaki Nakajima y otros colaboradores  acerca de la incidencia de patologías en la población japonesa que realizaba entrenamiento bajo oclusión. Estudio publicado en 2007.

Entrenamiento bajo oclusión o kaatsu

La encuesta fue realizada a 12642 personas en Japón. Desde los años 80, la aplicación del kaatsu se ha ido instaurando en diferentes centros (hospitales, gimnasios, centros de acupuntura…) de forma habitual.

Resultados obtenidos: 

incidencia de patologías kaatsu

En el presente trabajo se afirmó que las dos primeras patologías, la trombosis venosa y la embolia pulmonar, estaban por debajo de la media asiática de personas que sufren esta patología. La única incidencia que llama la atención y que puede surgir cuando entrenamos en oclusión, es el hematoma. Evidentemente si se ocluye con cierto nivel, cabe la posibilidad de generarse un hematoma  y que tarde en absorberse.

Referencias bibliográficas:

Nakajima T, Takano H, Kurano M, Iida H, Kubota N, Yasuda T, et al. Efects of KAATSU training on haemostasis in healthy subjects. Int J Kaatsu Training Res. 2007;3:11-20.

entrenamiento oclusivo y kaatsu para ganar músculo

Entrenamiento oclusivo, ¿supone un riesgo?

A pesar de la evidenciada eficacia que se le atribuye al entrenamiento en oclusión, es de esperar que tal técnica basada en la restricción del flujo sanguíneo durante el ejercicio suscite reticencias acerca de sus posibles respuestas cardiovasculares adversas (presión arterial, liberación y formación de coágulos), daños musculares y nerviosos. 

Entrenamiento oclusivo

El entrenamiento isotónico tradicional de alta intensidad ha demostrado inducir una respuesta cardiovascular muy marcada y por ello se ha podido comparar con el ejercicio isotónico en isquemia de baja intensidad (20% de 1RM).

Comparación respuesta cardiovascular entrenamiento HIT vs en oclusión

Los valores registrados en el ejercicio de extensión bilateral de rodilla con circulación libre al 20% de 1RM, fueron ligeramente inferiores a los obtenidos con oclusión (Takano et al., 2005).

Otra de las cuestiones que afecta a la seguridad cardiovascular es la formación y la liberación de coágulos. El entrenamiento oclusivo no parece alterar la concentración de marcadores de coagulación (Fry et al., 2010; Clark, 2011).

También se han investigado las respuestas de otros sistemas del organismo. En el caso del posible daño muscular, la concentración plasmática de la CPK (indicadora de daño muscular) no parece que sea más elevada que cuando se entrena con la circulación libre (Wilson, 2013). Y por último, acerca del posible daño nervioso, la conducción nerviosa no se ve alterada por una sesión de este método (Clark, 2011; Loenneke 2011). Ante estos resultados, se puede decir que el entrenamiento oclusivo es seguro, siempre y cuando se sigan las pautas establecidas para su prescripción.

CONCLUSIONES

El entrenamiento en oclusión no parece producir respuestas adversas cardiovasculares, daño muscular o nervioso. Sí que hay que decir que faltan investigaciones que respalden la seguridad de su aplicación a sujetos con algún tipo de riesgo cardiovascular. Por lo que si algún cliente tuviera riesgo cardiovascular, lo recomendable sería no aplicarle el entrenamiento en isquemia.

¿Cuánto tiempo podemos estar en situación de oclusión? Con restricción del flujo sanguíneo, la sesión no debería de durar más de 15 minutos. Tiempo suficiente para cumplir con los parámetros de entrenamiento (volumen y densidad) establecidos.

¿Alto o bajo nivel de oclusión? La restricción del flujo sanguíneo debe ser siempre moderada o baja (nivel de oclusión). Ya te estarás beneficiando de las ventajas de este método de entrenamiento, a lo poco que comprimas cualquier extremidad debido a la flexibilidad de las venas.

¿Qué opináis, los técnicos deportivos, acerca de la aplicación de este método? ¿Lo incluiríais con vuestro cliente?

Y vosotros, los clientes ¿qué pensáis si vuestro entrenador os propone este método?

Referencias bibliográficas:

Loenneke JP, Wilson JM, Wilson GJ, Pujol TJ, Bemben MG. Potential safety issues with blood flow restriction training. Scand J Med Sci Sports. 2011; 21:510-8.

Takano H, Morita T, Iida H, Asada K, Kato M, Uno K, et al. Hemodynamic and hormonal responses to a short-term low-intensity resistance exercise with the reduction of muscle blood flow. Eur J Appl Physiol. 2005;95:65-73.

Clark BC, Manini TM, Hoffman RL, Williams PS, Guiler MK, Knutson MJ, et al. Relative safety of 4 weeks of blood flow-restricted resistance exercise in young, healthy adults. Scand J Med Sci Sports. 2011;21:653-62.

Fry CS, Glynn EL, Drummond MJ, Timmerman KL, Fujita S, Abe T, et al. Blood flow restriction exercise stimulates mTORC1 signaling and muscle protein synthesis in older men. J Appl Physiol. 2010;108:1199-209.

Wilson JM, Marin PJ, Rhea MR, Wilson SM, Loenneke JP, Andersom JC. Concurrent training: a meta-analysis examining interference of aerobic and resistance exercises. J. Strength Cond Res. 2012 Aug; 26(8): 2293-307.

kaatsu entrenamiento

Entrenamiento oclusivo para aumentar la masa muscular

¿Conoces una de las nuevas tendencias para la mejora de la fuerza y el aumento de la masa muscular? El entrenamiento oclusivo o Kaatsu combina la restricción del flujo sanguíneo y el ejercicio de baja intensidad (20-50% 1RM), intensidades similares a las actividades de la vida diaria. Se ha evidenciado en diversos trabajos que esta nueva tendencia de entrenamiento genera un aumento del área de sección transversal anatómica en tan solo dos semanas.

Sigue leyendo