estímulos pilates yoga crossfit

El organismo no reconoce si la tarea se realiza en una sesión de “Pilates”, “Yoga” o “CrossFit”

El motivo de la presente entrada viene dado por algunos debates generados en diferentes plataformas sociales y consultas personales refiriéndose a pasadas publicaciones en el blog, las cuales tratan sobre el entrenamiento lumbo-abdominal saludable y en las que se exponían varios análisis de determinadas acciones articulares con sus posibles beneficios y riesgos.

El organismo entiende de estímulo e intensidad

Hoy en día, gracias al gran avance de la ciencia (anatomía, kinesiología, biomecánica, neurofisiología, etc…) y a la disponibilidad para publicar y expandir trabajos como de acceder a ellos y almacenarlos, podemos llegar a conocer la mayoría de respuestas que se desencadenan durante un conjunto de acciones articulares en nuestro organismo. Nunca el organismo será capaz de reconocer si la tarea llevada a cabo es realizada en una sesión de “Pilates”, “Yoga” o “CrossFit”. El organismo no reconoce el contexto en el que se realiza la acción.

Debemos de huir de los supuestos beneficios de un método sobre otro solo por el hecho de realizarse en dicho contexto y/o pertenecer a un método. Si la acción articular realizada conlleva beneficio alguno para el organismo, lo hará de la misma manera sea cual sea el nombre o marca comercial al que se le atribuya a tal acción. Los posibles beneficios y riesgos serán definidos por el conjunto de acciones articulares y por la dosis de entrenamiento aplicada (volumen, intensidad, densidad…).

Las generosidades de cualquier método de entrenamiento deberán ser expuestas a partir de las evidencias mostradas por la investigación. De no hacerlo sería un error que, a mi parecer, desemboca al deterioro de nuestra profesión.

¿Qué pensáis sobre atribuirle a una técnica supuestos beneficios sin exponer las bases y los conocimientos existentes sobre los mismos?

0 pensamientos en “El organismo no reconoce si la tarea se realiza en una sesión de “Pilates”, “Yoga” o “CrossFit”

  1. Javier Labrador

    Totalmente deacuerdo, me gusta mucho te apunte y el enfoque. Lo mismo que nuestro cuerpo no diferencia trabajo por grupos musculares o por cualidades, si estamos realizando un entreno de fuerza resistencia, fuerza máxima, trabajo cardiovascular…
    EL cuerpo utiliza todos los recursos que tiene para intentar “sobrevivir” al entrenamiento, y esto produce unas adaptaciones que esperamos que sean provechosas, y eso lo debemos verificar científicamente estando por encima de la moda u otras tendencias.
    Gracias y un saludo

    Responder
  2. Ester Suárez Fernández

    Creo que cualquier profesional honesto estará de acuerdo. Otra cosa es como se hace llegar al público los beneficios de una determinada técnica. Cuando la prioridad es “vender” esa técnica contraponiéndola a otras, lo que se consigue es desinformar y que las personas sigan llegando a tu clase con la típica pregunta: ¿qué es mejor?. Seamos buenos profesionales, apliquémonos eso de que las comparaciones son odiosas y dediquemos tiempo a educar e informar, no a vender.
    Saludos.

    Responder
  3. Javier del Castillo

    No puedo estar más de acuerdo en que de nada nos beneficia como profesionales el decir que un determinado método es mejor que los demás. Esto atiende normalmente a aspectos comerciales. El cuerpo solo reconoce movimientos, ni contracciones musculares de manera aislada ni el “método” practicado. Según la intensidad de estos movimientos así como la velocidad de ejecución y otros factores como el volumen y densidad, las adaptaciones serán de una forma u otra.
    El problema, creo, es q hay demasiados intereses comerciales y por eso muchas veces se falsea la información.

    Responder
  4. manuelalcazar

    Tiene mucho sentido Ricardo lo que comentas y es imposible no estar de acuerdo con la afirmación inicial.
    El movimiento eficiente es el que mejora la salud independientemente del contexto en el que se produzca.De la misma manera que la falta de alineación, el sobreuso o la falta de consciencia sobre cómo nos movemos aproxima a la lesión.
    Si bien hay entornos y contextos que a los profesionales nos orientan en torno a cómo se está produciendo ese movimiento. Por lo que saber si alguien hace Yoga o Crossfit nos hará entender fortalezas, debilidades, cómo entiende el movimiento esa persona o el porqué de sus descompensaciones.
    El movimiento siempre estuvo ahí y los distintos métodos, disciplinas deportivas o actividades se encargan de agruparlo y estructurarlo para impartirlo con uno o varios objetivos concretos. Existen actividades más “seguras” que otras, de la misma manera que las hay más lesivas que otras. Y eso lo sabemos los profesionales de la actividad física de la misma manera que podemos afirmar que el agua moja.
    Un saludo Ricardo.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>